Descripción
¿Por qué se nos pega la cortina de la ducha al cuerpo?

Cuando nos duchamos, el plástico de las cortinas de la ducha suele resultar absorbido hacia el interior del plato de ducha o la bañera y se adhiere a nuestro cuerpo. Este molesto fenómeno podría explicarse por la diferencia de presión que aparece debido a que el aire es más ligero cuando está húmedo o caliente (dentro de la ducha), y tiende a elevarse, mientras que al otro lado de la cortina es más frío, seco y pesado, de modo que se desplaza hacia dentro por la diferencia de presión. Cuanto más elevada sea la temperatura del agua, más intenso será este fenómeno, sugieren los científicos.

Por otro lado, David Schmidt, de la Universidad de Massachusetts (EE UU), obtuvo hace poco un IgNobel –premio a las investigaciones más absurdas del año- por llegar a la conclusión de que el proceso se explica en parte mediante el denominado efecto Bernoulli, el mismo que ayuda a entender cómo vuela un avión: cuando un fluido se acelera (las gotas de agua que lanza la alcachofa de la ducha, en este caso) la presión cae, y la diferencia de presión frente al exterior causaría el movimiento de la cortina.

Fotos
Comentarios
Ordenar por: 
Por página :
 
  • Aún no hay comentarios
Autor
SuperTigeroLIVH
Me Siento Como Diario :D
11.15.2012 12:11 (11.15.2012)
449 Vista(s)
0 Suscriptor(es)
Ver todos los Artículos de SuperTigeroLIVH
Calificación
3 votos
Recomiendalo