Descripción
Gaste mejor su dinero

En estos tiempos de crisis administrar bien el dinero es un arte que todos necesitamos conocer. Más aún cuando se sabe de sobra que el ser humano compra siempre: cuando está triste, deprimido y hasta si está feliz.

 

“El ser humano es un comprador compulsivo. Todo lo que ve quiere aunque no lo necesite. Esas compras compulsivas son las que más afectan la economía familiar, señala Erick Daniel Gutiérrez, máster en Administración de Negocios y vicerrector administrativo y de gestión de la Universidad de Ciencias Comerciales (UCC).

 

El experto señala que “no se trata de no gastar, sino de gastar inteligentemente en cosas que realmente se usarán”.


COMPRAS IMPULSIVAS

 

De acuerdo con el máster Gutiérrez, las compras impulsivas son uno de los peores enemigos del bolsillo y muchas veces al final, el objeto que compramos termina en la basura.

 

“Siempre se va a gastar, lo ideal es gastar mejor su dinero, mejorando la conducta del gasto eso sólo se hace analizando la compra y la necesidad en el hogar. Eso regulará algunos gustos y algunas cosas que no son necesarias y que los economistas llaman suntuarias”, señala.

 

Al comprar lo primero que se debe analizar es que si lo que se compra es de utilidad a corto plazo. Otras veces se analizará en qué momento se comprará el producto, quiere decir que habrá un momento de compra.

 

UNA LISTA PARA EL SÚPER

El vicerrector administrativo y de gestión de la UCC recomienda para estirar su dinero elaborar una lista de compras antes de ir al supermercado. “Las personas van al supermercado con una lista, pero la lista entra al súper, se desempaca, pero cuando sale por la caja la factura no es igual a la lista. No compramos lo que necesitamos sino lo que vemos”.

 

Añade que “lo que tenemos es una conducta de un consumidor impulsivo que compra aunque no lo necesite y la justificación de la compra es que para algo nos servirá. Lo ideal es aferrarse a una lista de compras esenciales partiendo de la pregunta: ¿Qué necesito realmente en mi casa? Eso le ayudará a mantenerse enfocado en lo que realmente se gastará”.

 

El especialista aconseja no sólo hacer una lista, sino revisar la utilidad y autoevaluar la compra y preguntarse ¿para qué quiero eso?

 

Lo que se debe hacer es un consumo responsable, llevar lo necesario.

 

OJO CON LAS OFERTAS

 

Al comprar ofertas tenga mucho cuidado porque en la mayoría de los casos es una pérdida de dinero, porque no eran de necesidad y caducan rápidamente.

 

“El consumidor tiene que fijarse en las fechas de vencimiento de las ofertas porque muchas veces se ponen en oferta productos que están próximos a vencerse. Cuando se compran estos productos y se guardan y no se usan en el momento, la compra no servirá de nada más que para echarla en la basura”.

 

Significa tomar recurso y dinero de la familia e invertirlo en productos que se guardarán en la despensa. De esa manera botamos dinero.

 

Una forma de ahorrar es llevar sólo las cosas que son necesarias.

 

¿DÓNDE COMPRAR?

 

El lugar donde usted hace sus compras puede ser un detalle interesante para ahorrar dinero. Si compra en un sitio muy grande donde se paga el aire acondicionado, renta del local y el salario de varios empleados obviamente los productos tendrán un precio elevado. Mejor pruebe otras opciones de compras.

 

Recuerde que las etiquetas de la tienda donde compró al final se botarán.

 

CÓMO MANEJAR SU CRÉDITO

 

El crédito es difícil manejarlo porque cuando las facilidades se dan para la compra todo mundo compra. El momento es saber cuándo pagar.

 

“La gente consume más de lo que gana y la reproducción del costo de ese beneficio del crédito con interés muy alto se “comen” la disponibilidad de lo que se tiene y en vez de ser un beneficio se vuelve un mal, porque al final la persona termina depositando en un pago mínimo el 80 por ciento de intereses y sólo un 20 por ciento al principal y entre más tiempo transcurra y no se cancela la deuda, ésta aumentará más rápido que lo que baja con los abonos”.

 

“Prácticamente la gente termina pagando sólo intereses y el crédito se cierra. Al tener un crédito cerrado muchas personas buscan otra fuente de ingreso y en este caso no se cumple aquel adagio de que: un clavo saca a otro clavo, sino que lo que se hace es un hoyo más grande. Por eso no se puede gastar más de lo que se gana”.

 

Se termina pagando créditos y abriendo mayores necesidades en la economía familiar.

 

Para el experto se debe analizar hasta dónde un crédito puede ser bueno, porque los pagos innecesarios restan disponibilidad a la familia.

 

DIVERSIÓN SÓLO CON AHORRO Y EXTRAS

 

En los gastos fijos de una familia se establecen todos aquellos gastos que son necesarios o básicos y que estarán presente siempre como: el agua, luz, colegio, alimentos. Con estos gastos no se puede jugar.

 

Sin embargo los gastos variables, los que representan el complemento de la vida normal se pueden manipular. Por ejemplo las salida de la familia. “No es cierto que a la familia se pueda tener siempre metida en casa, a algún lugar se debe llevar, aunque sea al parque a comerse un helado y eso significa un gasto extra que se debe hacer sólo cuando hay una entrada extra o ahorros”.

 

“Cuando llegue un trabajo extra se puede salir de casa, pero mientras no halla ese ingreso adicional no se puede salir”, señala el máster en negocio.

 

El problema es que muchas personas para aparentar un nivel social distinto recurren al crédito y caen en el engaño del crédito entendido como una facilidad de vida.


Ahorre lo más que pueda

  • En esta lucha por estirar el salario hay otros consejos que le serán de mucha utilidad.

 

  • Reduzca lo más que pueda los gastos de luz, apagando las luces que no ocupe, planchando de una sola vez y abriendo la refrigeradora sólo cuando es necesario.

 

  • Ahorre también en gastos de teléfonos móviles hablando sólo lo necesario y no instalando largas conversaciones.

 

  • El gasto de agua también se puede disminuir.

 

  • No derroche gasolina y haga de una sola vez sus mandados.
Fotos
Comentarios
Ordenar por: 
Por página :
 
  • Aún no hay comentarios
Artículos Relacionados
Permitir que tu hijo tenga su propia cuenta en las tiendas en línea usando tarjetas prepagadas es una opción para controlar sus gastos
04.22.2013 · De LatinoMex
Autor
tugentelatina
El sitio de los Latinos en USA
10.12.2010 13:54 (10.12.2010)
1710 Vista(s)
0 Suscriptor(es)
Ver todos los Artículos de tugentelatina
Calificación
0 votos
Recomiendalo