Descripción
La Jaula de oro

la_jaula_de_oro.jpg

"La jaula de oro", una epopeya poética y dolorosa de Diego Quemada Diez, llevó el miércoles al Festival de Cannes las vivencias de los migrantes centroamericanos, que arriesgan sus vidas para llegar al gran país del norte.

El largometraje de ficción -cuyo título se refiere al nombre que dan a Estados Unidos los "mojados" que lograron cruzar la frontera - narra la dramática travesía de tres jovencitos - uno de ellos un indígena-, por Guatemala y México.

Los grandes planes de paisajes idílicos - ríos, montañas, desiertos contrastan con la crueldad de ese viaje, que emprenden cada año millares de hombres, mujeres y también niños, muchos de los cuales se quedan en el camino, víctimas de bandas de narcotraficantes, policías corruptos o las balas de estadounidenses vigilando su frontera.

"La película recoge sus testimonios, sus vivencias", subrayó Quemada Diez en una entrevista con la AFP en el Festival de Cannes, donde el filme, que se estrena mundialmente el jueves, concursa por la Cámara de Oro que recompensa la mejor ópera prima.

Quemada Diez, que nació hace 44 años en España pero está radicado en México, donde obtuvo la ciudadanía -comenzó a trabajar hace diez años en esta película, uno de cuyos protagonistas es el tren conocido como "La Bestia".

"En 2003, viajé a Sinaloa, en Mazatlán, para hacer un documental, y me hice amigo de un taxista que me invitó a vivir en su casa, que estaba al lado de las vías del tren. Todos los días veíamos a cientos de migrantes que se bajaban del tren y nos pedían agua, comida. Fue allí que empecé a recoger los testimonios a partir del cual construí el guión", explicó.

"Sentí que eran héroes, que sacrificaban su vida por sus familias. Y me afectó profundamente su drama, y la injusticia e impasibilidad global que los obligaba a dejar sus países, su familia".

"Me sentí con el deber de contar a otros esas historias", dijo el realizador de "La Jaula de oro", una de las dos apuestas mexicanas en este Festival de cine de Cannes, donde "Heli", de Amat Escalante, compite por la Palma de Oro, y la suya concursa en la sección Una Cierta Mirada.

"Quería hacer algo cercano a la realidad pero darle estructura dramática de ficción", explicó Quemada-Diez, cuyo cine lleva la marca del británico Ken Loach, con quien trabajó en tres filmes, como asistente de cámara.

"Batallé mucho tratando de conjugar la paradoja", notó el cineasta, que trabajó con actores no profesionales: Brandon Díaz y Karen Martínez, dos chicos de Guatemala, y Rodolfo Domínguez, un indígena tzotzil de las alturas de Chiapas, en México.

"Decidí concentrar los testimonios de los migrantes en unos niños", señaló el cineasta, que buscó durante meses a sus actores en Guatemala y Chiapas, entrevistando a unos 6.000 chavales. Lo más difícil fue hallar al chico que interpreta al indígena.

"Me sentía como un Quijote en las montañas de Chiapas. Porque casi todos tienen el pelo engominado y el celular pegado al oído", dijo, señalando que Rodolfo, que intepreta a Chuak, estaba descalzo, no hablaba español, tocaba la jaramilla y conocía las danzas tzotziles.

Explicó que ha puesto en su filme, que tiene un aliento épico y poético, lo que aprendió con Loach, con quien trabajó en "Tierra y libertad", sobre la guerra civil en España, "La canción de Carla", situada en Nicaragua, y "Pan y rosas", sobre los migrantes latinos en California".

"Es maestro, un mago. De él aprendí su método de hacer un trabajo comprometido con la realidad, aprendí que la cámara fuera como un testigo, un personaje más, aprendí a filmar en continuidad, a no usar grúas, a nunca poner la cámara donde no estaría un ser humano".

"Aprendí a hacer un cine que tiene una función social, humana, espiritual, pero que no da doctrina", indicó el realizador, que contó que en Cannes que el filme, que costó 1,7 millón de dólares, se ha vendido ya a varios países europeos, entre ellos Francia, donde se estrenará en noviembre.

"Esperamos estrenar en México, pero a mi me parece que el gran desafío es el Estados Unidos, para que que el ciudadano medio, digamos de Kansas por ejemplo. que vea la película, jamás vuelva a ver de la misma manera a un migrante", concluyó el realizador.

Fuente:terra.com.mx

Fotos
Comentarios
Ordenar por: 
Por página :
 
  • Aún no hay comentarios
Artículos Relacionados
El actual gobernador de Texas, Greg Abbott, cuenta con un fondo de 800 millones de dólares que utilizará, en los próximos dos años, para mejorar la seguridad en la frontera con México.
08.08.2015 · De CosmosDisco
Se trata de un juego pesado y provocador para algunos, pero para la enorme mayoría es un acto ofensivo, políticamente incorrecto y contrario a las normas de convivencia civilizada.
11.20.2013 · De wenalo
"Es hora" de que los republicanos de la Cámara baja "dejen la política de lado y se unan a los demócratas".
10.10.2013 · De wenalo
De los 45,8 millones de inmigrantes que viven hoy en EUA, casi 23 millones entraron en el país entre 1990 y 2013.
09.23.2013 · De Joseph
Autor
Yesenia
happy mood
05.22.2013 18:45 (05.22.2013)
441 Vista(s)
0 Suscriptor(es)
Calificación
0 votos
Recomiendalo