Descripción
Reflexiones sobre un año que termina y esperanzas para uno que comienza

“Llegamos al final de un año más”. Es una frase que escuchamos mucho por estos días, pero de muchas diferentes formas. Algunos lo dicen con orgullo, algunos con tristeza y nostalgia, otros lo dicen con temor y pocas esperanzas, otros más con indiferencia, y muchos otros con satisfacción y ánimo.

Pero la verdad es la misma, sí, llegamos al final de un año más. Cada quien podemos hacer una recapitulación personal de lo que significó este año que termina.

1512770_650203021705731_731305758_n.png

Qué rápido ha transcurrido un año y ahora, abrazamos otro año esperando que nos traiga bienestar y unión familiar. También anhelamos conservar el amor del ser amado. Y para los que están en la búsqueda del amor, el año nuevo es el momento propicio para desempolvar la ilusión y echarla andar. Si el amor se fue… no te des por vencido, porque siempre habrá una época de soles verdes, en que todo reverdece.

En gran parte somos lo que pensamos y extraer de los momentos adversos sabiduría fortalece el existir, ante el reto de un nuevo año. Abrazar el optimismo en nuestras mentes es realizar la intención del deseo y los frutos hechos realidad. El año nuevo se viste de rojo, verde y dorado cual símbolos de amor, esperanza y prosperidad. 

Si miras el universo en la oscuridad de la noche, verás colgados ojos de luz que destellan esperanza en nosotros. Somos el arquitecto de nuestro libro de la vida y podemos llenarlo de pájaros, baladas, trigo y miel. La bruma viene y pasa cual lumbre, pero siempre hay recuerdos invaluables. 


La magia de las nuevas oportunidades siempre han estado frente a nosotros.Atizar nuestros sueños es la meta firme en la memoria de cada día. Asi como el jardinero sueña obtener su rosa, del mismo modo, labra con sus manos en cada sol el cuido de su sueño. No en vano la rosa es el símbolo de amor.
Todos los pueblos esperan un año nuevo repleto de luz y emociones gratas.Este año nuevo es propicio para fortalecer nuestro compromiso con la madre tierra, el planeta debe seguir latiendo con el rostro verde para nuestras generaciones venideras. Sembrar una semilla en nuestro entorno hace que florezcan los mañanas y sigan las vendimias de las flores, los peces, el trigo, y lluvia. Recordemos siempre que la tierra es “nuestro reino” dependemos de ella, el hombre es la tierra misma, sembremos un mejor mañana por la madre tierra.
10481348_xl.jpg
  
El año nuevo puede ser “nuestra lámpara de sueños o quimeras” que serán el combustible para que ardan con voces las realidades en nuestro presente. La definición de la palabra amor se escapa por las ranuras de la misma, es como recoger la lluvia con los dedos, pero siempre nos quedan atadas a la piel unas gotas de esperanza… Sin embargo en el sentido figurado pudiese agregar que el amor es una aventura que debe ofrecer “paz y luz” El amor se puede develar con estas palabras:
Tolerancia mutua, admiración, humor, afinidades, consideración y respeto mutuo. Esperemos la llegada del año nuevo con metas condensadas de ánimos y una disciplina sólida como regla de oro para ver el vasto camino lleno de floresta, emociones con fuego limpio, arcángeles, música de mar y guitarras. Reciban estimados lectores un venturoso año nuevo lleno de optimismo.
945084_589259441129784_1636630305_n.jpg
En estas fechas decembrinas, quiero invitarte a que pongas nuevamente toda tu vida en manos de Jesús. Que cuando hagas tus planes, llenes tu agenda, apuntes tus pendientes e inicies cada día, recuerdes que todo lo podemos en Cristo que nos fortalece… y que no estamos solos.
Fotos
Comentarios
Ordenar por: 
Por página :
 
  • Aún no hay comentarios
Autor
12.31.2013 11:04 (12.31.2013)
2657 Vista(s)
0 Suscriptor(es)
Calificación
0 votos
Recomiendalo